jueves, 29 de marzo de 2012

Confusa detención "El Sicodelico"


Fue un atropello, dice el afectado 2 de noviembre de 2011

"Fue un atropello y abuso de autoridad el que se cometió en mi persona", aseguró un hombre que la semana pasada fue detenido por elementos estatales, presuntamente por agredir con una cadena con candado a una mujer que pegaba publicidad en un poste en la colonia Industrial Aviación.

El miércoles 26 del mes de octubre pasado, el señor Pablo Rodríguez Arellano, de 67 años de edad, fue detenido por elementos de Seguridad Pública del Estado en la avenida Hernán Cortés.

De acuerdo al comunicado, los oficiales se percataron que dos mujeres discutían, y una de ellas al ver la presencia de la policía abordó de inmediato una camioneta tipo Explorer color verde con la intención de salir del lugar y en su arranque "por poco arrolla a los elementos que iban a investigar qué era lo que pasaba".

Rodríguez Arellano, ese mismo día salió libre tras pagar una fianza de 14 mil pesos que le fue impuesta por el fiscal del Ministerio Público, afirmando que hasta ese momento desconocía lo que había pasado y el por qué de su arresto.

Fue hasta que platicó con su esposa, la que dijo que frente a su casa en la avenida Hernán Cortés llegó una camioneta cerrada color rojo, que traía escrito en la puerta derecha "Motel o Suites Venecia" y a bordo una mujer que luego junto con el encargado de un negocio de Telcel se comenzaron a burlar de ella (de su esposa), además de decirle palabras ofensivas.

Aclara Pablo Arellano que él en ese momento se encontraba dormido (eran las 8:35 de la mañana) en el interior de su casa y no se dio cuenta de nada, por lo que jamás vio si la mujer pegó propaganda en un poste, mucho menos que la haya atacado con una cadena con candado, y fue esa mujer la que le arrebató dicha cadena a su esposa, porque es con la que asegura la reja de su casa.

Que su esposa quiso recuperar la cadena con el candado, porque iban pegadas todas las llaves de las puertas exteriores e interiores, pero el hombre del Telcel soltó un perro para que la atacara.

Posteriormente a este incidente, unos policías estatales, el encargado del Telcel, los de un negocio del lote "Alamos", allanaron su domicilio y fue cuando los agentes lo esposaron a él, sin saber que ocurría, además de que uno uniformado le apuntó con una pistola.

De esa forma fue llevado a las celdas y presentando ante el fiscal del Ministerio Público, para luego ser exhibido públicamente como si fuera un criminal, lo que considera que no es justo, al afirmar que los oficiales no dijeron lo que realmente ocurrió ese día.

Cortesía de: www.oem.com.mx y Arturo Guillermo Moreno

No hay comentarios:

Publicar un comentario

PODCAST BAJO LAS CAPUCHAS